Las comunidades étnicas afectadas, el pueblo guajiro y las comunidades ribereñas al arroyo Bruno decidimos realizar una expedición con la intención de continuar con la defensa del agua que significa nuestra vida como pueblos y nuestro futuro.
Con esta expedición queremos llamar la atención para alertar a la comunidad nacional e internacional sobre el riesgo que corren las poblaciones de La Guajira con el desvío del arroyo Bruno, que han dicho que está seco, pero podemos demostrar que está más vivo que nunca y que estamos dispuestos a protegerlo.
click sobre el libro para comenzar a leer…
 .